* Actualizado el 24-07-2014 a las 16:29 horas

Infonortedigital.com

Plaza y Templo Matriz de Santiago, Gáldar Imprimir Correo electrónico
Valoración:   de 44 usuario(s) 
PobreExcelente 
Sebastián Monzón Suárez   
Viernes 12 de Noviembre de 2010 18:51

plazaeiglesiasantiagogaldarPocos espacios hay, no solo a lo largo y ancho de la Isla sino incluso fuera de ella, que superen la serena belleza del casco de la que antaño fuera sede de los guanartemes. Declarado conjunto histórico - ­artístico por Real Decreto del 13 de Marzo de 1981, su holgada amplitud da cómodo asiento al suntuoso Templo Jacobeo y a la sin igual Plaza de Santiago, armoniosamente escoltados por las notables edificaciones que los circundan: la Casa Consistorial y el anexo Teatro, la Casa Betancor y Reyna (antiguo Hotel Inglés y Colegio Jesús Sacramentado), el Casino, la mansión de los Pineda y la Casa Parroquial, las vetustas reliquias arquitectónicas de los siglos XVIII y XIX que desparramadas por las calles adyacentes tanto acrecientan el denso inventario patrimonial de Gáldar.



Junto a la iglesia del Santo Apóstol y Patrono, por lo entrañable y emblemática, acaso ocupe la Plaza de Santiago un privilegiado lugar en el ardiente sentir ciudadano de los galdenses. Concebida, se dice, a semejanza de una conocida plaza tinerfeña, con frondosos laureles de Indias y empinadas araucarias arrulladas por la fuente y el tañer de las campanas, abre sus anchas puertas a los cuatro puntos cardinales del municipio. Ella ha sido, desde sus orígenes, predilecto lugar de la concurrencia vecinal, escenario testimonial de todos los eventos públicos o religiosos, políticos y culturales, donde el romántico embrujo de la nostalgia hace imperecederas las grandezas y miserias del pasado, la imagen del acontecer cotidiano. Ella es el altar donde perduran los más emotivos y trascendentales episodios que jalonan el devenir histórico de Gáldar.

Realizado por La Camarógrafa para Infonorte Digital. 

 

Comentarios 

 
+7 #1 galdarico 12-12-2010 14:57
Simplemente espectacular, un buen trabajo que hace sentir cariño por el buen gusto mostrando las riquezas patrimoniales que tenemos en esta tierra. La iglesia es imponente, un ejemplo claro del neoclasismo en Canarias, que pena el techo lo deteriorado que está. Espero que se sigan haciendo cosas de estas para poder admirar estas joyas patrimoniales de los diferentes municipios y si se pudiera del resto de las islas. Muchas gracias por este regalo a la vista y a los sentidos.
Citar