Escrito por Infonortedigital
Martes 20 de Septiembre de 2005

Lo de las rotondas se ha convertido últimamente, en una auténtica fiebre, ya que tal y como está el patio, parece que tendremos una rotonda en cada esquina, se necesite o no se necesite. Gáldar no está ajena a esta fiebre rotondil ya que por lo visto hay quien anuncia, sin cortarse un pelo, que se va a construir una rotonda en Barranquillo del Vino. Esperemos que el antídoto contra esta fiebre aparezca pronto, porque sino tendremos rotondas hasta en la sopa.

Infonortedigital

20 de Septiembre de 2005