Escrito por Infonortedigital
Martes 21 de Noviembre de 2006

El Cabildo de Gran Canaria se vuelca con las personas presentando los Presupuestos más sociales de sus 93 años de historia. Así, entre la Consejería insular de Política Social y Sociosanitaria y el IASS de Gran Canaria, ambos presididos por María de la Salud Gil Romero, suman más de 94 millones de euros para 2007. En este sentido, cabe recordar que en 2003 estas dos áreas sólo contaban con algo más de 67 m€.

María de la Salud Gil presentaba en la mañana del lunes, el anteproyecto de Presupuestos de su departamento para 2007 a los miembros del Consejo Rector del IASS de Gran Canaria, reunido para tal fin en sesión extraordinaria.

De esta manera, el actual Gobierno Insular en el Cabildo de Gran Canaria ha aumentado así en 27 millones de euros el Presupuesto destinado a las políticas sociales en la Isla, en los últimos tres años (nota: téngase en cuenta que -a pesar de haberlo gestionado- el ejercicio económico de 2003 había sido aprobado por la Corporación anterior).

Se trata –por tanto- del Presupuesto de mayor cuantía de toda la Corporación Insular, por encima de los gastos de Personal e incluso de las Obras Públicas. Por eso, María de la Salud Gil señala que “es indiscutible que las políticas dedicadas a la atención a la persona son una prioridad para el Cabildo de Gran Canaria”.

En esta misma línea, la Consejera insular de Política Social y Sociosanitaria y Presidenta del IASS de Gran Canaria añade que “los Presupuestos de 2007 no se alejan en absoluto de la tónica que el grupo de Gobierno del Partido Popular en el Cabildo de Gran Canaria, ha venido desarrollando en los tres últimos años. La calidad de vida de las personas con mayor dificultad han sido y seguirán siendo una prioridad para el Cabildo de Gran Canaria. Los hechos son tozudos y demuestran que -a lo largo del período 2003-2007- el mayor esfuerzo inversor de la Corporación Insular se ha centrado en potenciar la atención a las personas mayores, a las personas con diversas discapacidades (retraso mental, salud mental, necesidad de tercera persona (muy dependientes)), a las mujeres víctimas de violencia de género y a las políticas de protección a la familia”.

Este esfuerzo inversor ha permitido al actual Gobierno Insular en el Cabildo de Gran Canaria poner en marcha en este período un Plan de Emergencia con 143 plazas para atender los casos más graves de personas mayores con necesidad de plazas residenciales. De hecho se han abierto seis residencias, otras dos residencias se encuentran en una buena fase de ejecución, y otras tres se acaban de iniciar, sin

contar con 60 plazas nuevas que -construidas por el Ayuntamiento de Mogán- se pondrán en marcha en breve. Todo ello ha permitido que 330 plazas nuevas estén ya funcionando, que -en breve- otras 215 se pongan en marcha, y que otras 245 plazas estén en fase de iniciadas. Así la isla de Gran Canaria ha podido contar con un total de 850 plazas en tres años. Por tanto esto ha permitido dotar al Cabildo de Gran Canaria de una plaza residencial a cada uno de los 950 ancianos, que ya la tienen entre 2003 y octubre de 2006. Además, otras 1.659 personas dependientes están siendo atendidas en sus domicilios a través de programas de Teleasistencia y atención fisioterapeútica y rehabilitadora, programas que se verán incrementados en 2007. Además de esto, más de mil personas dependientes están siendo protagonistas –gracias al Cabildo de Gran Canaria- de programas específicos de atención, dirigidos a mantener sus habilidades y salud en óptimas condiciones. Del mismo modo, se han puesto en marcha más de 60 programas de permanencia en el hogar.

Se triplica la financiación de los recursos dirigidos a las personas con discapacidades físicas, psíquicas y enfermedades mentales

Por otro lado, 500 plazas residenciales y diurnas se han puesto a disposición de personas con discapacidades físicas, psíquicas y enfermedades mentales, triplicando igualmente la financiación de los recursos existentes. La sensibilidad manifiesta del Cabildo de Gran Canaria con la deuda histórica que la sociedad mantiene con estas personas en la Isla, ha propiciado la creación de programas de sensibilización (Gala de la Normalización, Guagua Itinerante, Juegos Insulares para Personas con Discapacidad), o el fuerte apoyo económico en el transporte a las personas con movilidad reducida que -gracias al Cabildo de Gran Canaria- dispone de un transporte insular adaptado y, además, puede acceder a él sin dificultades por el decidido apoyo económico de esta Consejería.

Red concertada de Servicios Sociales con los 21 municipios y ONG,s, a través de 62 convenios con vigencia de 4 años

Por otro lado se han apuesto en marcha también 215 programas que conforman una auténtica red de servicios sociales a nivel insular, concertada con los 21 municipios y 42 ONG,s, a través de los 62 convenios firmados y dotados con algo más de 55 millones de euros, en sus cuatro años de vigencia, sin contar con los 4 millones de euros del período con destino a subvenciones para programas anuales de Ayuntamientos y ONGs.

Revolución en la atención a las mujeres víctimas de violencia de género

Finalmente, en el capítulo dedicado a la atención a las mujeres víctimas de violencia de género, tanto en sus necesidades de acogida como en la necesidad de su autonomía, la isla de Gran Canaria ha experimentado un fuerte incremento, pasando de invertirse 650.000 euros en 2003, a más de 4 millones de euros en 2007.

La apertura así de 20 nuevas oficinas de información, atención psicológica y asesoramiento jurídico y laboral, el aumento de plazas alojativas, el control por Teleasistencia, incluso móvil (GPS), la implantación de un Plan de Prevención, sobre todo en el ámbito escolar y rural, la apertura de un Centro de Atención Inmediata que se une al Dispositivo de Emergencia, la creación de equipos itinerantes de atención a las mujeres en ambientes hostiles (prostitución, droga, etc.), han colocado a Gran Canaria en el camino adecuado para la erradicación de esta lacra social.

María de la Salud Gil señaló finalmente que “2007 no será menos, dado que nos reserva importantes avances en las obras del antiguo Hospital del Pino, ahora como Centro Sociosanitario, o la apertura de nuevas plazas de Salud Mental, entre muchas otras medidas que harán que Gran Canaria esté a la vanguardia, a la cabeza de la atención social y sociosanitaria de las personas de esta Isla”.

Infonortedigital

21 de Noviembre de 2006

Ampliar Imagen
Salud Gil.

Por otro lado se han apuesto en marcha también 215 programas que conforman una auténtica red de servicios sociales a nivel insular