Doña Carmen Pérez Montesdeoca, propagadora del Magisterio

CARMEN PÉREZ JOVENEl siglo XX ha sido denominado el “Siglo de las Mujeres” debido al importante papel de éstas en el devenir histórico.

En Montaña Cardones la participación femenina marcaría un hito en el pueblo. En el mundo de la enseñanza nombres tan destacados como el de Carmen Pérez Montesdeoca despuntan como máximos representantes en la perseverante tarea llevada a cabo de infundir la vocación en varias generaciones del magisterio y la enseñanza en libertad.

A pesar de sus humildes inicios profesionales “la primera escuelita de Transmontaña eran dos habitaciones con techumbre de teja y una cocina sin revestimiento donde cocinaba para ella y sus alumnas”.

Carmen, condicionada por ser mujer, pondría todo su empeño en acceder a un estatus que le proporcionase las herramientas para seguir adelante y participar en la ya iniciada “batalla por la formación cultural y religiosa de todo un pueblo”. (Montaña Cardones contaba desde 1830 con escuela mixta). Su trabajo como educadora se complementa al de Secretaria del Apostolado de la Adoración o Corazón de Jesús, corriente espiritual que se acercaba a la humanidad de Cristo, penetrando así en la ejecución de su vida y obra.

CARMEN PÉREZ MAYORContaba doña Carmen con grandes dotes de organización donde, además de organizar las fiestas litúrgicas colaborando con D. José Déniz, movilizaba a familias de labradores pudientes para que soltaran las perras y a los comerciantes de Triana, en Las Palmas, les sacaba algún producto para las tómbolas y con la ayuda de los niños vendía muñecas de estambre, éstas estaban hechas por sus alumnas y todo a beneficio de los más pobres.

Su pasión por el teatro le hizo organizar famosas comedias en el antiguo Círculo de Labradores de la calle San Isidro, 11. Las comedias las seleccionaba de la “Galería Salesiana”. Era tal la notoriedad que cogieron, que actuaban en barrios limítrofes como Tenoya, Trapiche, Bañaderos y Llano Blanco.

Doña Carmen tenía dos hermanas dedicadas también a la enseñanza; doña Pino, que ejerció en el Colegio Sagrada Familia de Las Palmas y doña Rita, afamada también profesora del Colegio de Santidad y que cuenta con una calle en dicho barrio en reconocimiento por su enseñanza y su sobrina Isabel, Maestra en Arrecife de Lanzarote.

Carmen Pérez era conocida como la maestra de Transmontaña porque fue allí donde ejercía como profesora (el colegio de primera enseñanza de dicho barrio lleva desde entonces y en reconocimiento su nombre).

Su ingente labor social, docente, creativa y humanitaria fiel a sus principios religiosos logró que Montaña Cardones saliera del analfabetismo y del desconocimiento dejando una importante herencia de vocaciones para la enseñanza.

Fallecería Doña Carmen en su casa de la calle Doctor Hernán Pérez de Las Palmas de Gran Canaria el 25 de Marzo de 1983. El viernes 8 de Abril sus antiguas alumnas la despedían en un multitudinario funeral en la Parroquia de San Isidro de Montaña Cardones en agradecimiento por su gran valor por el Magisterio, que ya desde aquellos años una mayoría criticaba la labor docente, pero Doña Carmen impregnó en sus alumnas una forma distinta de hacer docencia, una docencia comprometida y distinta.


FUENTES: Doña Dolores González Henríquez, Doña Carmen Marrero Pulido.


 

Deja un comentario

Esta es la opinión de los lectores, en ningún caso la de infonortedigital.com. No se permitirán comentarios ofensivos o contrarios a las leyes españolas. Tampoco se permitirán mensajes no relacionados con el tema de la noticia.
El envío de comentarios supone la aceptación de las condiciones de uso.

volver arriba

Noticias

Municipios

Suplemento