LA BRISA DE LA BAHÍA (20). El café de media tarde

Café

     “Pasado el tiempo, llegó el café de media tarde.

     Casi veinte años después, el sabor negro de las palabras se precipitó en miradas cómplices que reflejaban, además del paso del tiempo, otro instante de enseñanza y formación, donde la música de los cantautores se mezclaba con los textos literarios, y donde la pasión por enseñar desbordaba todos los caminos. Sin embargo, nunca fuimos conscientes de que las palabras, mejor, las de los autores, fueran tan imprescindibles. Y ahora me dicen que sí, que los marqué en el sentido positivo del término.

     Los recuerdos se mezclan con la misma frecuencia con que se desvanecen y descubro en su sonrisa esporádica, entre caminata y caminata, una sinceridad que atrapa y que nos deja exhaustos, con la imaginación rebuscando en la memoria pasada. Por eso este café de media tarde se ha convertido en un momento de felicidad que, aun sin acabar, ya echamos de menos. Este tiempo tan circular es un misterio auténtico. Diría que casi un milagro, como la montaña ubicada enfrente de mi casa, que cambia la expresión de su rostro en verano y en invierno. Y siempre resulta nueva y poderosamente atractiva.

     En definitiva, que el café de media tarde y la montaña vienen a ser lo mismo: un sabor convertido en amistad que trasciende la misma existencia y que recurrentemente regresa tras el inesperado encuentro.

     Un milagro más, como antes dijimos.”

Deja un comentario

Esta es la opinión de los lectores, en ningún caso la de infonortedigital.com. No se permitirán comentarios ofensivos o contrarios a las leyes españolas. Tampoco se permitirán mensajes no relacionados con el tema de la noticia.
El envío de comentarios supone la aceptación de las condiciones de uso.

volver arriba

Noticias

Municipios

Suplemento