Microrrelatos: "Sin rostro"

flower bombteresaveraQuerido amigo:

Hoy, en mis últimos días, aun sigue entre mis recuerdos tu dulce voz y tu presencia. Quiero que sepas que también sigue conmigo aquella lata de galletas, carbonizada. Es lo único tuyo que conservo.
También quiero que sepas que siguen los bombardeos. No en nuestro país, no, ni de la manera en que fulminaron nuestros hogares, porque parece ser que los gobiernos se han comprometido hasta el punto de no usar armas nucleares. Pero siguen de igual manera arrasando países, familias y amistades como lo hicieron con la nuestra, que, a pesar de nuestra corta edad, apuntaba maneras.

Hoy en día bombardean también en forma de mensajes por la paz. Globos por la paz. Minutos de silencio por la paz. Bombardeos que siguen haciendo daño porque la onda expansiva de esa ansiada paz es ahogada en un solo punto; en un solo minuto; en una triste palabra de tan solo tres simples letras.

Amigo mío en, estos, mis últimos días he de decirte que estoy cansado, muy cansado y ya solo deseo la tranquilidad de la tumba que ya me espera; el descanso eterno y la oscuridad absoluta donde no sienta el dolor de los recuerdos que me dirigen estas terribles quemaduras. Duelen desde aquel día de agosto en el que un tal Little Boy nos arrebató la niñez. A ti la vida. A mi, el rostro y la familia.

Hiroshima 6 de agosto de 2017

Deja un comentario

Esta es la opinión de los lectores, en ningún caso la de infonortedigital.com. No se permitirán comentarios ofensivos o contrarios a las leyes españolas. Tampoco se permitirán mensajes no relacionados con el tema de la noticia.
El envío de comentarios supone la aceptación de las condiciones de uso.

volver arriba

Noticias

Municipios

Suplemento