Agaete mi pasión: "La devoción a San Sebastián en la Villa de Agaete"

San Sebastián y sus gente, años sesenta del pasado siglo.San Sebastián y sus gente, años sesenta del pasado siglo.

La devoción por San Sebastián en Agaete se  remonta a mediados del siglo XVI, existiendo desde los orígenes de la parroquia en 1556, un lienzo negro donde estaba pintado San Sebastián, además de una pequeña figura del santo en un pequeño retablo, (archivo parroquial, Sebastián Jiménez Sánchez) todo fue destruido por el incendio de 1874.

Por testamento de Rodrigo Hernández,  alcalde de la villa, extendido en Guía en 1596, folio 109, declara que fundó la ermita de San Sebastián en Agaete (Sebastián Sosa). 
Era época de epidemias, la peste hacía estragos en las islas y San Sebastián como santo guerrero, era militar romano, se tomó como defensor contra las pestilencias, situando sus ermitas y santuarios a la entrada de las poblaciones, así sucede en Guía, Galdar y Agaete. A él acudían los vecinos en piadosas peticiones para evitar la entrada de enfermedades contagiosas a la villa y debió dar resultado, pues en la epidemia de peste de principios del siglo XVII, que causa estragos en Galdar y Guía, en Agaete no entró.

San Sebastián preparado para para su día de 2018, decorador y foto Aaron Martín García.San Sebastián preparado para para su día de 2018, decorador y foto Aaron Martín García.

La ermita ha sufrido numerosas modificaciones y reformas, no siempre acertadas, ha estado cerrada al culto en muchas ocasiones a lo largo de su historia  por su deterioro  y "falta de decencia para actos litúrgicos".

La actual imagen del santo fue atribuida a diferentes talleres, hoy en día a la vista de los expertos hay pocas dudas de que salió del taller Guíense de Lujan Pérez.

A la izquierda el San Juán de Telde, obra de Lujan Pérez, a la derecha nuestro San Sebastián, el parecido es espectacular.A la izquierda el San Juán de Telde, obra de Lujan Pérez, a la derecha nuestro San Sebastián, el parecido es espectacular.

Las fiestas de San Sebastián siempre fueron una de las fiestas mayores del pueblo. En mi niñez ese día no había colegio y toda la chiquillería pasábamos el día en el "santo", nombre con que designábamos a la plaza de la ermita, comprando chucherías entre la tienda de Gerardo y la de su sobrina Pura.

Hasta los años cuarenta del pasado siglo los vecinos ofrecía cintas y lazos de colores al santo, que eran atadas por donde se podía, tapándolo literalmente según las crónicas,  por lo que el cura D. Manuel Alonso terminó por prohibirlo, no sin el alboroto de los fieles que lo tenía por costumbre inmemorial sin saberse el motivo concreto y no lo entendían. En relación con que el santo fue asaeteado atado a un naranjo, se adornaba también con ramas de naranjero con sus frutas. Poco después algunos se saltaron la prohibición y se volvió a adornar con cintas.

Hasta los años sesenta del siglo XX, el santo bajaba en procesión el 20 de enero desde la ermita a la iglesia matriz de la Concepción, subiendo otra vez en procesión a la semana siguiente, prohibiéndose los bailes en la plaza del santo mientras estaba ausente. En una ocasión los del barrio realizaron un baile sin permiso del cura y el párroco ordenó al sacristán, "Chano el mojito", que lo metiera en un saco y lo llevara para la ermita, dejando a los feligreses compuestos y sin procesión.

Ermita de  San Sebastián

Era muy famosa y esperada por la chiquillería los juegos de la cucaña la tarde del santo, las carreras de saco, de huevo en una cuchara, la sartén con cinco pesetas pegadas con cera y embadurnada de betún, el pan duro en la azotea de la ermita, el baño lleno de agua con una moneda que había que sacar con la boca, el bernegal que había que romper con un gato dentro,...

El sarten embadurnado de betún, había que arrancar una moneda pegada con cera con la bocaEl sarten embadurnado de betún, había que arrancar una moneda pegada con cera con la boca.

Carrera de sacos.Carrera de sacos.

Antiguamente se cantaban coplillas populares en la procesión; "San Sebastián bendito, ramos de flores, a los descoloridos dale colores", que eran contestada por una voz solista, a veces con devoción y otras con picardía, llevándose la correspondiente reprimenda del cura. Otra era; "San Sebastián bendito, tronco de naranjero, no te olvides nunca que de mi burro fuiste amarradero". 

Además de su día, el santo salió de la ermita en varias ocasiones para rogativas, como sucedió el 8 de noviembre de 1936, en plena guerra civil lo sacaron por todo el pueblo, junto con San Pedro y la Virgen de las Nieves para pedir por el fin de la guerra y la victoria del bando de Franco.

Otras de las peculiaridades de la fiesta era la rifa del arco que se hacía sobre el portalón de entrada a la ermita con ramas y hojas de palma, donde se colgaba los productos donados por las fincas, tiendas, bares y vecinos. En el arco podíamos ver desde un racimo de plátano, una botella de ron Arehucas,  un salchichón, roscas de pan enorme o una bolsa de turrones de la Moyera entre otras viandas.

 San Sebastián

La víspera tenía lugar otro de los grandes actos de esta fiesta, la escala en hifi o desfile de variedades, donde los aficionados al canto del pueblo actuaban, organizado y presentado por el "gran Sindo el de Teodora", que terminaba con la elección de la  reina de las fiestas y sus damas.
San Sebastián es sentimiento de un pueblo, es barrio de marineros, es historia de la fabrica de calzados, cuna de personajes y artistas consagrados, Chano Gonzalo, Sebastian Sosa Barroso, Lorenzo Godoy y no consagrados, Manolo Barroso, Sindo, Rosy, Juan Santo, Cielito,....., es el barrio de mis abuelos, de mi madre,....., mi barrio, por eso nunca debe desaparecer esta fiesta.

 

!!VIVA SAN SEBASTIÁN

BENDITO, QUE NOS LIBRE

DE PESTES, HAMBRE Y GUERRAS!!

¡¡¡VIVA!!!

 

Evolución del barrio de San Sebastián

 Finales del siglo XIXFinales del siglo XIX

 

Principios del siglo XXPrincipios del siglo XX

 

Años treinta del siglo XX.Años treinta del siglo XX.

 

Hoy.....Hoy...

 

12 San SebastianFotograma de la película "el sheriff implacable" , rodada en 1964,  gran parte en San Sebastián, con el actor Klaus Kinski como protagonista.


Actualizado el Miércoles, 13 Marzo 2019 17:01 horas.

Deja un comentario

Esta es la opinión de los lectores, en ningún caso la de infonortedigital.com. No se permitirán comentarios ofensivos o contrarios a las leyes españolas. Tampoco se permitirán mensajes no relacionados con el tema de la noticia.
El envío de comentarios supone la aceptación de las condiciones de uso.

volver arriba

Noticias

Municipios

Suplemento