Aumento del número de garrapatas y casos de la enfermedad de Lyme



La enfermedad de Lyme es una afección causada principalmente por la bacteria Borrelia burgdorferi, una bacteria cada vez más emergente en Europa, que se contrae tras la picadura de la garrapata, de la especie Ixodes spp. Las garrapatas albergan las bacterias en su intestino y en sus glándulas salivales y cuando chupan la sangre las transmiten al individuo al que han picado.



garrapatas

La enfermedad de Lyme es la enfermedad transmitida por garrapatas más prevalente en Europa, con más de 200 000 casos por año en Europa occidental.

El número de hospitalizaciones por la enfermedad de Lyme, transmitida por las garrapatas, se ha multiplicado por tres en los últimos 15 años, según el boletín epidemiológico publicado por el Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III (ISCIII). 

El progresivo aumento de las temperaturas ha convertido a España en un país propicio para el desarrollo de garrapatas como lo es África.

Varios estudios evidencian que el cambio climático ha contribuido a la expansión de gran variedad de especies de garrapatas, aumentando el riesgo potencial de expandir la enfermedad de Lyme a áreas donde los vectores anteriormente no podían sobrevivir.

Los inviernos más cortos y los otoños suaves también podrían extender el período en que las garrapatas están activas cada año, aumentando el tiempo que los humanos podrían estar expuestos a la enfermedad de Lyme.

El calor potencia la reproducción y expansión de pequeños mamíferos, que son reservorios naturales de la bacteria Borrelia burgdorferi y, al mismo tiempo, hospedadores de las garrapatas que transmiten la infección a los humanos.

Pero también la disminución del número de rapaces y otros animales depredadores que controlan las explosiones demográficas de las poblaciones de roedores también influye en el aumento de garrapatas infectadas.

garrapatas02

La afección suele causar fiebre, fatiga, dolor en las articulaciones y erupción cutánea (de aspecto característico en “diana”), así como complicaciones en las articulaciones y el sistema nervioso. La diseminación de la bacteria puede dar lugar también a manifestaciones más graves, incluidas manifestaciones cutáneas, neurológicas, cardíacas, musculoesqueléticas y oculares.

Aunque la mayoría de los pacientes son tratados con éxito mediante tratamiento antibiótico, sin embargo, si la picadura pasa desapercibida o se confunde la afección cutánea con otra cosa y no se trata correctamente, el paciente puede desarrollar problemas distintos al cabo de unas semanas o de unos meses.

garrapatas03Las garrapatas suelen encontrarse especialmente en el campo, pero es cierto que últimamente también se pueden encontrar en parques y jardines, así como en rutas de senderismo donde no hay tanta vegetación. 

Las formas más efectivas de evitar las picaduras de garrapatas incluyen usar pantalones largos y camisas de manga larga, y aplicar repelentes en la piel y la ropa. La piel debe revisarse periódicamente en busca de garrapatas adheridas, que deben eliminarse lo antes posible.

Las garrapatas deben retirarse tan pronto como resulte práctico para reducir la respuesta inmunitaria cutánea y la probabilidad de transmisión de la enfermedad. Te enseñamos cómo hacerlo en el siguiente vídeo.

Pedro J. Martín Pérez
Médico de Familia y Comunitaria
Experto Universitario en Nutrición Clínica y Salud Nutricional


 

Deja un comentario

Esta es la opinión de los lectores, en ningún caso la de infonortedigital.com. No se permitirán comentarios ofensivos o contrarios a las leyes españolas. Tampoco se permitirán mensajes no relacionados con el tema de la noticia.
El envío de comentarios supone la aceptación de las condiciones de uso.

volver arriba

Noticias

Municipios

Suplemento